El tatuaje, una forma de explicarme a mi misma - Twotattoo
historia de 4 tatuajes pequeños
maori, tortuga, estrellas
22648
post-template-default,single,single-post,postid-22648,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_with_bg_image,select-theme-ver-3.1,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive
 

El tatuaje, una forma de explicarme a mi misma

El tatuaje, una forma de explicarme a mi misma

Los tatuajes pequeños o minitattoos en muchísimas ocasiones llevan detrás historias de vivencias muy profundas, y el caso de Cristina es una de ellas.

 

Como ella misma narra más adelante, vino a nuestro estudio por vez primera a que le arreglase un tatuaje que estaba bastante deteriorado y a añadirle algunos pequeños y a la vez “grandes” detalles. Empezamos a hablar y poco a poco a exteriorizar sus sentimientos hasta plasmar lo que ella deseaba. Mientras la tatuaba charlamos muy a gusto y me contaba cosas, muchas historias bonitas y otras dolorosas. Al poco tiempo volvió para hacerse un segundo tatuaje, y en una tercera ocasión acompañando a un buen amigo llegado del Norte de España, para tatuarse con nosotros aconsejado por ella. Ya, en la última visita que nos hizo, tras contarme uno a uno el significado de cada uno de los tatuajes, le pedí el favor de que ella misma me lo escribiese de puño y letra, y así ha hecho.

 

Gracias Cristina!! Ha sido un placer conocerte, y ya sabes donde estamos… si no para tatuarte para tomarnos al menos un tinto de verano!!! 🙂


 

“Cuando me hice mi primer tatuaje allá  por el 2002 no pensé  que acabaría siendo una forma de explicarme a mi misma, pasos que tenia que ir dando en mi vida, experiencias y  personitas importantes. .. todo lo que he dibujado en mi cuerpo ha sido por una razón. … y Manuel les dio forma y los convirtió  en lo que veis, para mi…. arte.

 

El primer tatuaje que me hice fue una estrella en la cadera derecha, solo una estrella, que simbolizaba una luz entre tanta oscuridad que había  en aquel momento en mi vida,  cuando me puse en manos de Manuel la estrella ya estaba deformada después de cambios corporales en los embarazos y le dio forma, la puso a volar dándole alas con esas colas que veis a modo “estrella fugaz” entrelazando las iniciales de mis dos hijos con connotaciones musicales,  porque ellos son mi música y alegría cada día. 

 

 

“Ahora”, esa palabra que tan fácil decimos y que es tan difícil de aplicar en nuestra vida diaria, trabajo, estrés,  ocupaciones,  obligaciones. .. os suena  ¿verdad? … pues después  de un gran momento  que viví,  único e importante para mi…. disfruté  tanto de ese “ahora”, que no lo pensé y lo puse en mi pie derecho para que me recordara en cada paso que hay que vivir más el presente y dejar el futuro para cuando llegue su ahora. Y le acompaña el dibujo de una libélula. ¿Por qué  una libélula?  Porque a mi hija le resultaba difícil pronunciar esa palabra y cada vez que lo decía a su manera, me hacía reír. Momento felizzzzzzzzz. …:)

 

 

Hace algunos años tuve la maravillosa suerte de poder vivir y disfrutar en Nueva Zelanda por unos meses , la verdad es que la cultura y la forma de vida que allí tienen, te transporta a la tierra, te hace conectar con ella, te invade de naturaleza y de fuerza,…  la cultura Maorí está tan presente!
Muy impresionada por los tatuajes típicos de los maoríes destaca un anzuelo en forma de  espiral, símbolo para ellos que llevaba la vida a sus hogares, me inspiró “pescar” un poco de ese gran recuerdo de mi estancia allí,  de conocer a una persona muy especial que para siempre estará en mi piel conmigo y la cual siempre me ha querido y valorado por quien soy…, quiérete  “Aroha Koe “… Te quiero, lección de amor al todo empezando por uno mismo …  Junto con mi pequeña tortuga que navega cerca de mi corazón, que me deja salir a flote cuando la vida te empuja hacia abajo. 
Y por último mis dos estrellas…. las más pequeñas  pero no menos importantes,  mi guía y mi luz… mis pekes siempre conmigo cogidos de mi mano para seguir….. mi muñeca que es la extensión de mis manos, tan importantes en mi vida para agarrar,  para acariciar, para sujetar… para comunicar… mi profesión…
 
Gracias Manuel  por todos estos momentos y regalos, por entenderme y hacerlo todo tan fácil… eres un pedazo de profesional”. 

No Comments

Post a Comment